Páginas

martes, 29 de marzo de 2011

agrosfera; la siberia

http://www.rtve.es/alacarta/videos/agrosfera/agrosfera-26-03-11/1055847/

este enlace os llevará al ultimo programa de agrosfera, programa de televisión dedicado al campo, medio rural y marino. El programa en sí dura unos 45 minutos; es muy recomendable y yo lo veo siempre que puedo y me acuerdo.
Lo ponemos aquí porque al final del mismo hay una sección dedicado a descubrir rincones y esta semana nos ha tocado a La siberia extremeña. Destacar que se menciona y se puede ver las nuevas estructuras creadas en Helechosa que hace unas semanas nos indicó Roberto Medina, y que colgamos.
Echarle un ojo al video -a los minutos finales se entiende- y esperamos que os guste.

lunes, 28 de marzo de 2011

nueva señalizacion

hemos mejorado la señalización de la carretera. No hemos mejorado la carretera en sí que se ha vuelto a levantar -sí, otra vez- pero las señales son mucho mas bonitas. No tenemos nueva innformación sobre cuado se arreglará la carretera, cuando podamos informar lo haremos.

*tambien se ha renovado la señalización del cruce Bohonal-Helechosa-Villarta



fotos de Jose Antonio

martes, 22 de marzo de 2011

maraton ciclista





como dijimos el pasado domingo 20 se celebró la maraton ciclista en Villarta, nos habeis enviado distintos mails con muchisimas fotos (mas de 200) , espero que nos perdoneis por solo colgar estas -algunas representativas y otras como la de la rueda o el mulo simplemente porque me encantan- según nos habeis comentado hubo mucha gente y la carrera fue duríiiiisima -no sabemos si quedarán arregostaos o no querran volver por esas llanuras nuestras- pero el jamón desde luego lo tienen bien ganado; lastima que solo fuese para los tres primeros.
las clasificaciones las ponemos en forma de enlace, para quien quiera consultarlas.




fotos de Santos, Francisco Pizarro y Jose Antonio


faltan muchas fotos que actualizaremos el domingo -espero- pero de momento hay teneis; en el blog de Arsenio teneis muchas mas. (*normalmente le pediriamos permiso para colgar alguna, pero esta vez no tendría sentido esperar mas tiempo cuando él a colgado todas, gracias Arsenio) *Por cierto me gustaría destacar la cantidad de gente que colaboró de una u otra forma con la organización, desde mi lejanía gracias a todos ellos, sin ese compromiso y ayuda sería imposible llevar acciones como estas. Solo echar un ojo a las fotos del blog de Arsenio y vereis un montón de voluntarios.









la nueva panaderia


Se llamará "Virgen de la Antigua" creo que porque se ha acordado mucho de ella últimamente (la virgen de la antigua nos ampare, o algo así era su frase favorita), y la apertura es inminente. Parece que se ha retrasado debido a que han tenido que cambiar toda la instalación eléctrica, ya está aprobado el proyecto de industria y todos los papeles. El cartel debería estar puesto hoy (martes) y ya solo quedan cuarto remates y las maquinas que van de un dia pa otro.
Como muy tarde debería estar funcionando a mediados de mes, seguro que antes porque van a tope.
Así que cuando tengamos las fotos -nuestro corresponsal de vacaciones está allí- las pondremos y solo nos queda desearles mucha suerte!!!

viernes, 18 de marzo de 2011

puerto lobo


En puerto lobo se cambió la puerta canadiense -acceso para vehiculos, limitación para animales- y se ha creado un refugio, no sabemos si para uso de los guardas, forestales, etc o del publico general si se solicita. Lo único que sabemos es que en los ultimos años se están construllendo refugios en distintas hubicaciones.
Por el mismo precio os dejo la foto de la niebla que había esa mañana mirando hacia el lado contrario.
*como a veces nos preguntais ¿donde está eso? os damos las coordenadas:
UTM 339069 / 4346107 y en geo Lat.: 39° 14' 551" N Long.: 4° 51' 53"

martes, 15 de marzo de 2011

Pascual Madoz en Villarta

Hace unos dias Roberto Medina nos envió un documento que a muchos os interesará. "Se trata de la página correspondiente a Villarta de los Montes, del Diccionario geográfico-estadístico-histórico de España y sus posesiones de Ultramar, realizado a mediados del siglo XIX, por Pascual Madoz."

Aporta información interesante sobre el pueblo, como la existencia en 1850 de la ermita de San Pablo en ruinas, posiblemente en la zona del antiguo cementerio. Tambien cita un hospital arruinado, una cárcel destinada a pósito y la existencia de 438 casas "feas y de mala distribución".

*como siempre si pinchais en la foto se hace grande y podeis leerlo.
por lo que he podido saber la ermita de San pablo a la que se refiere es lo que conocemos como el cementerio viejo, y el antiguo hospital arruinado -supongo sería derrumbado- estaba en la centinela.


http://es.wikipedia.org/wiki/Pascual_Madoz

A ver si un dia de estos leo algo sobre la sierra del castillo. Atodo el que pueda aportarme algo al respecto: thevillartimes@gmail.com

sábado, 12 de marzo de 2011

carnavales y estudiantinas

para mí, sin duda el mejor disfraz: por ocurrente, divertido, tierno (0jito al detalle que lleva a la cria en el hombro). que crack!!
las subo en tamaño mediano, vosotros pinchar para agrandarlas un poco.




















dos piratas y un tesoro (en forma de Dana)
parece que refresca ¿¿??

fotos de nuestra corresponsal en la capital , Fany






































esta entrada va a ser un poco rara, va a ir cambiando con el tiempo; mexplico tenemos mogollon fotos de carnavales en villarta a través de facebook (cada uno tiene sus amigos) pero las iremos poniendo a medida que nos den su permiso o nos mandeis nuevas fotos.
x cierto esta es nuestra entrada 222, quien lo iba a decir

martes, 8 de marzo de 2011

recuerdos

Prólogo.

Éstos, que a continuación relato, son de los mejores recuerdos que guardo de niño, no se corresponde con ningún día en particular, pero todos los días eran más o menos así. Yo, que he nacido y criado en Madrid, no comía migas todos los días, ni me sentaba en la lumbre para calentarme, será por eso que estos recuerdos sean especiales para mí, cuando para otros no lo serán tanto. Más tarde comprendí que unas buenas migas no compensan un duro día de aceitunas, pero, qué cosas, ahora que ya se supone que soy adulto, 40 añitos, un duro medio día se compensa con estar con mi padre en el olivar, con los guisos de mi madre cuando volvemos a comer y con asar unas patatas, algún que otro día, en la lumbre; quién me iba a decir cuando tenía 20 años que iría a coger aceitunas con mi padre, por mi propia voluntad y en mis vacaciones de Navidad.

Será cosa del tiempo o de la niñez, pero aquellos tiempos, donde no sobraba mucho, eran mejores que estos en los que nos sobra de todo.

Si alguien lee esto de casualidad, que se anime a escribir algo y lo publique en el blog, si yo tengo algo especial que contar, todo el mundo debe tener algo también.

Muchas gracias por aguantar mi verborrea.

Paco.


¡¡Trroomm!!

¡¡Muuuuloo!! ¡¡Malato joio!!

Ya es de día, entra luz por la rendija de la contraventana de madera, en la pared de en frente se forman luces y sombras cuando pasa alguien por delante de la ventana; todavía oigo al hombre rezongando contra la pobre bestia, seguro que ha dado un esfarón, el empedrado tiene que estar mojado, o helado, por que hace mucho frío, aún metido en la cama, cuando te sales del hueco caliente del colchón de lana, las sábanas están heladas y parecen mojadas.

No sé si levantarme, no oigo ruido en la casa, ¡que raro!, aguzo el oído y aguanto la respiración...,¡sí!, ¡se oye algo!, ¡los abuelos y mis padres tienen que estar levantados!,¡cuento tres y me levanto...!,¡jo hace tanto frío!; venga tres y me levanto, salto de la cama (la cama de mis abuelos es muy alta,si me siento en ella no llego ni a la mitad de la altura con los pies) corro, abro la puerta, sigo corriendo hasta la cocina y ...

¡1,2 y 3 corre, corre,...! ¡huy, qué frío está el suelo...!

Cuando llego a la cocina el primero que me ve es el abuelo, rápidamente se levanta, me coje en brazos y me lleva a su silla, el se sienta siempre a la izquierda de la lumbre, pero siempre me deja su sitio, sabe que allí no me dan las corrientes de aire que corren por la casa (la casa es muy vieja y las puertas no cierran bien, además, las puertas de la cocina no se pueden cerrar por que si no la lumbre hace humo; es más, en aquellos años no había puertas en la cocina), el abuelo se quita su chaqueta de pana, con más remiendos que pana, y me la echa por encima de los hombros, y allí, en su silla y con su chaqueta, estiro las manos hacia el fuego (y los pies también) para calentarme, ¡es que hace un frío!.

Mi padre está en frente, al otro lado de la lumbre, me mira, me sonríe,"¡hola hijo! ¿ya te has levantado? ¡qué madrugador!", tiene un cuchifarro enorme recién aguzao y está rebanando migas con un pan de ayer, no sé cómo hace para que le salgan tan cuadraditas, un día me dijo "que me iba a enseñar cuando fuera más mayor, pero que todavía era muy pequeño", sólo me dejan utilizar cuchillos sin filo que sólo sirven para untar el tulicrem.

Se oye una voz " M..., hija, ¿has sacado el lomo de la olleta?", mi abuela, seguro que está preparando en el portal la merienda,"¡si madre!, ¡y el chorizo también!", mi madre, estarán las dos en el portal o en la bodega preparando las cosas para las migas y la merienda que nos comeremos en la viña.

Cuando entra mi madre en la cocina viene refunfuñando, siempre refunfuña, por que tiene muchas tareas, la comida, la ropa, fregar el humero, los cacharros, la compra,..., yo no sé para que tanto fregar y tanto lavar la ropa, pero bueno ¡ella sabrá!, me da un beso, que me restriego con la mano, y dice al abuelo "¡padre, ponga usted las zapatillas al niño que no ande descalzo!", el abuelo tira la colilla del celtas que se estaba fumando a la lumbre y sale de la cocina, al momento está de vuelta, en una mano trae mis alpargatas, como dice él, y en el otro brazo trae a mi hermano, mi hermano es más pequeño que yo, y dormimos en la misma cama con los abuelos, pone una silla al lado de la mía y sienta allí a mi hermano, luego coge una chaqueta, creo que de mi padre, y arropa a mi hermano.

Mientras trato de atarme las zapatillas, todavía no sé muy bien hacer el lazo, entra la abuela con las trébedes, eso es que vamos a empezar a hacer las migas, "¡buenos días nos de Dios!",

"¡buenos días abuela!", respondemos mi hermano y yo. La abuela aparta unos tizones, los coloca, atiza otro palo y coloca las trébedes, mi madre ya está esperando detrás con una sartén y el jarro del aceite, el abuelo ha ido, mandado por la abuela, seguro, a buscar unas guindillas churrusconas, ¡nos gustan mucho a todos las guindillas!, y se le oye trastear en la cámara, mi padre sigue rebanando migas, hacen falta muchas, y mi hermano y yo seguimos calentándonos las manos al fuego "¡aaah!,¡se está también al lado de la lumbre!".

El aceite empieza a humear, mi madre que ya ha traído todas las cosas para hacer las pasaeras, llama al abuelo para que traiga las guindillas, es lo primero que hay que freír después de los ajos y antes que el pescado, el lomo y el chorizo lo hacemos a parte "para que no sepa a pringue el aceite" dice mi madre. Se abre la puerta de la cámara, ya viene el abuelo con las guindillas y ¡me trae uvas!, ¡todavía quedan pasas de la última vendimia!, siempre guardan las mejores para comer como postre; como mi padre no ha terminado de rebanar las migas, hoy se ha despistado y va con retraso, empieza mi madre a freír las pasaeras.

"¡A..., rellena de aceite y vinagre los cuernos, que tengamos pa hacer un moje, y mira el salero, mientras los hijos hacen las migas!", la abuela siempre anda pendiente de estas cosas, si sales al campo y luego echas en falta algo... ¡malo!, "...aunque en la casilla hay de to..." sigue diciendo.

Llega el momento mágico, mi padre ha terminado de rebanar migas y mi madre de freír las pasaeras, se aparta un poco de aceite, se trae un jarra con agua, una paleta... y se echan las migas a la sartén, "¡P..., aparta unos tizones, que se te van a quemar!", "¡que no, mujer, que ando al cuidado, tú viste a los niños!", "¡nooo, nooo, todavía no, déjame ver un poco más!" dice mi hermano.

Mi madre se marcha, pero para poco rato, al momento está de vuelta, ha ido a preparar la ropa para vestirnos y ya no espera más.

Cuando volvemos vestidos y lavados las migas ya casi están, ¡qué bien huelen!, es una de mis comidas favoritas, migas con miel, con mucha miel. A mi hermano y a mí nos ponen unos platos en la mesa y un cacharro con miel al lado para mí, mis padres y mis abuelos comen en la sartén encima de las trébedes, cuando sea mayor también comeré de la sartén.

¡Ah, se me olvidaba, también había torreznos! (¡que asco!).

En recuerdo de mis abuelos, y de todos los abuelos,

que pelearon mucho, que tenían poco, y todo era poco para dárnoslo.

A los que vienen detrás de mí, y no lo conocieron,

no siempre hubo tanto como ahora y nunca costó tan poco conseguirlo.

Por Paquito el de la María de la tía Rafaela.


domingo, 6 de marzo de 2011

PAVIMENTACIÓN CAMINOS



Se está pavimentando la calleja de la Pasaera dando la vuelta por los Nogales hasta juntarse con el camino de la calleja de chorro.
Jero Sánchez.

viernes, 4 de marzo de 2011

competición de ciclismo



dos cositas
1 se agradecería que alguien ayudara para el avituallamiento (colocar el agua, refrescos, etc) sería un ratito y con uno o dos voluntarios vale, se tendrá en cuenta para villarteño del año y convalida unn dia de aceitunas.
2 viendo que algunos estaban interesados en la carrera y nos preguntasteis si se podía competir, le mandé dos mails a los organizadores E.C.Pizarro y no nos han contestado (suele ser lo habitual) así que lamentamos no poder ayudaros. Si podemos decir que despues de Villarta os pilla a mano la carrera de la miel en Fuenlabrada de los montes, el 17 de abril. (ya con las lecciones aprendidas de la nuestra)
*de todas maneras estoy a ver si localizo a un amigo calabrés -gran ajedrecista- y me dice algo sobre la carrera de fuenla. Ya os lo diría.

martes, 1 de marzo de 2011

MEMORIAS DE VILLARTA






2.- LOS SONIDOS DE CAMPANAS EN VILLARTA
Guardo en un rincón de mi memoria, aquellos sonidos, que vivencia tras vivencia fueron colmatándose en ella. Sonidos que aún suenan en mi mente y puedo recuperarlos en esta nostalgia de un ayer que no está tan lejano. Son recuerdos que brotan de vez en cuando, sin querer; o muchas otras veces, queriendo.
Sonidos de mi infancia, como el del viejo reloj republicano de la plaza, del que sólo queda como testigo la enhiesta campana. Aquel reloj que costó 4.564 pesetas – de las de 1936-y 35 céntimos -cuando los céntimos tenían tanto “significado”. Reloj que se puso uno o dos meses antes- o durante, que mi memoria infantil no lo recuerda bien- de la cruenta e incivil guerra, que nunca debió pasar. Aquella esfera de cristal que tenía el reloj y que yo nunca pude ver. Sólo pude contemplarlo al desnudo. Según me contaron las personas ancianas, cuando yo era pequeño, hubo una “nube muy mala” con unos granizos del tamaño de un huevo que rompieron el cristal.
Cuántas veces oíamos tocar aquella solitaria campana, del edificio del ayuntamiento, marcando en su soliloquio las horas interminables en aquel olvidado pueblo de la geografía extremeña. Lo escuchábamos fuerte y ensordecedor, entre el alboroto y jolgorio, cuando estábamos correteando en la plaza. Pero también percibíamos su sonido más lejano desde las Erillas jugando al balón; e incluso mucho más lejos oíamos el eco de sus campanadas si el viento soplaba a favor. Pacientemente esperábamos que repitiese, pues el primer aviso nos hacía dudar. ¿Serán las cinco o serán las seis?En las madrugadas, aquel sonoro reloj, -¡Ay, granuja! -también interrumpía el goce de amores soñolientos. Al despuntar el sol, solemnemente rasgaba el silencio imperturbable, rompiendo los plácidos sueños de labriegos y pastores, que esperaban la repetida, para confirmar que era la hora de madrugar.
Recuerdos que nos trae aquel viejo reloj, del tio Domingo, metido en aquel “jorrunche”de la escuela de la plaza, arreglando y engrasando sus complicadas y pesadas piezas. ¡Qué miedo! ¡Enigmático agujero! Despertaba nuestras más oscuras pesadillas a lo desconocido.
Otro reloj, más moderno, monárquico, pero también democrático, ha tomado el relevo. Pero ya, no lo “siento” tanto. Será porque no dependo tanto de él. O tal vez porque con tanto automatismo, este reloj es menos humano.
Pero el tañer de otras campanas -hermanas, pero no gemelas- en la torre de la iglesia, eran las que llamaban los domingos religiosos a las misas de ocho, diez y doce . Tiempos en los que ir a misa era la moda – moda que nos inculcaron, que luego de nada sirvió. Uno, dos, tres toques ...¡Que no llegamos a misa! Pero también llamaban a difuntos con su pausado y triste din... dan...din...dan. Sonidos de dos campanas -unas veces juntas y otras alternando-que monaguillos subiendo escaleras arriba desde el coro, llegando exhaustos hasta la torre, tocaban melodías aprendidas de otros con más experiencia, que les enseñaban las partituras de la música que debían tocar. Estos eran los músicos de campanas que yo conocí. Sin embargo , si acudimos a la Historia, ésta nos dice que desde el siglo del Barroco-o quizás antes- hubo músico más docto: el sacristán. Una de sus funciones más importantes era la de interpretar con las campanas las llamadas que Párroco, Beneficiario y Capellán de Ánimas-que tantos representantes del clero había en Villarta- le encomendaban.
Campanas que eran el alma del pueblo, pues ante su llamada siempre expectantes estábamos: ¿Sabes quien se ha muerto?- La fulanita me ha dicho que el tío... Pero otras llamadas eran a arrebato: ¡Hay fuego!.¿Dónde es? Por allí se ve humo, será en...
Campanas que hoy ya no son iguales, son modernas como el reloj. O si no son modernas, al menos las manos que tiran de su cuerda. Ya no necesitan monaguillos que suban a la torre. La informática ha sustituido al elemento humano, a las tiernas manos que sacudían la cuerda que unía las lenguas de las campanas.
Aquellas campanas que nunca veía arreglar, pues creía, en mi inocente pensar, que siempre habían existido tal como estaban. Pero no. No eran eternas. Los textos antiguos dicen que en 1670 hubo que hacer “aderezos de una campana”. Y en 1680, las campanas no “entonaban bien”. Su sonido y timbre tintineaba y había que afinarlas. Por ello se mandaron “aderezar las lenguas de las campanas”. Otorrino-herrero que con el golpear de martillo sobre yunque de fragua, perfiló y alisó lenguas- badajo, para que desde la atalaya de la torre, volviesen a entonar su música celestial. Pero tanto tañer y entonar, a los cuatro años se volvieron a constipar y afónicas, un nuevo médico volvía a remendar sus lenguas. En ocasiones, tantas misas, tantos entierros, tantas bodas, tantos rosarios...tantos actos religiosos había a los que llamar en aquellos siglos XVII, XVIII,XIX y hasta en el XX que yo oí tocar, que las pobres campanas se rompían y quebraban. Por ello en 1724, el herrero-doctor Frankenstein hubo de fundir una y con su hierro, mas lo añadido, nueva campana nació, cual Ave Fénix, volvió a resurgir de sus cenizas.
La historia de estas campanas, siempre fue así. Y yo que las creí imperecederas y eternas, como la misericordia.

El S.S.S.